El Obispado tomó medidas frente al brote de coronavirus detectado en Santa Rita

La parroquia permanecerá cerrada y los vecinos que recibían ayuda tendrán el apoyo de otras dependencias eclesiales.
El Obispado tomó medidas frente al brote de coronavirus detectado en Santa Rita en General Pueyrredon. Noticia de Región Mar del Plata

El Obispado de Mar del Plata informó que se ha detectado un brote de COVID-19 en la comunidad de la parroquia Santa Rita, en el sur de la ciudad. De esta manera, el párroco, un voluntario que ofrece sus servicios en la cocina para la acción social de la comunidad, como el diácono que colabora con la parroquia, dieron positivo en los hisopados que les fueron realizados.

Ante esta situación, el obispado dispuso inmediatamente que todas las personas que dieron positivo en esa comunidad se autoaislen y se pongan a disposición de los controles médicos oficiales; que se hagan los controles y chequeos para verificar la magnitud del contagio en todas las personas en contacto con los afectados; que el párroco, el vicario parroquial y el diácono se sometan a una estricta cuarentena en la casa vivienda sacerdotal; que se suspendan todas las actividades religiosas y de caridad en toda la comunidad de la parroquia Santa Rita y cerrar la parroquia hasta que las autoridades certifiquen la eliminación de cualquier riesgo sanitario.

El obispo de Mar del Plata, monseñor Gabriel Mestre, dispuso ayer mismo que 12 ministros se realizaran voluntariamente el hisopado correspondiente. La prueba se realizó a fin de descartar un posible contagio vinculado al foco de la parroquia Santa Rita de Mar del Plata. El mismo Obispo está incluido en los ministros que se sometieron al test y hasta el momento solamente el párroco de Santa Rita dio positivo en su resultado.

Mientras tanto el diácono Juan Pablo, cuyo test diera positivo el martes, permanece aislado junto al párroco, el padre Hernán, que dio positivo esta mañana. La sede parroquial permanecerá cerrada, en tanto que las personas que diariamente recibían las viandas seguirán siendo acompañadas desde las otras dependencias eclesiales en la zona.

Se estima que el brote de contagio en la comunidad de Santa Rita se originó en la cocina que atiende el servicio diario de alimentación a los sectores carenciados de la zona.