Elecciones de la UCR bonaerense pasan a marzo de 2021

Los candidatos para conducir la UCR en la provincia celebraron que la elección pasó a marzo.
Elecciones de la UCR bonaerense pasan a marzo de 2021 en Regionales. Noticia de Región Mar del Plata

Los dos candidatos que competirán en elecciones internas para conducir el radicalismo bonaerense, Maximiliano Abad y Gustavo Posse, apoyaron la decisión del plenario partidario, que anoche pospuso la elección de nuevas autoridades para marzo próximo.

La UCR bonaerense decidió ayer suspender las elecciones de autoridades que debían realizarse el 11 de octubre y pasarlas al 21 de marzo de 2021 y prorrogó el mandato de los actuales jefes del radicalismo provincial, debido a la pandemia de coronavirus.

Así lo confirmó el titular de la UCR bonaerense, Daniel Salvador, quien detalló que el plenario votó por unanimidad ambas mociones, con acuerdo de los dos sectores en pugna, que finalmente competirán en marzo para ver quién controla el partido radical de la provincia de cara a las elecciones legislativas del año próximo.

"Realizar las internas en plena pandemia y sin fecha cierta de regreso a clases hubiera sido bastante insensato", manifestó a télam Gustavo Posse, intendente de San Isidro.

El jefe comunal dijo que "era una locura también realizarlas en diciembre como planteaba el oficialismo", en referencia a la fecha que primero se analizó para fijar comicios. Sin embargo, ante la incertidumbre por el avance de los contagios en suelo bonaerense, se optó por marzo del año próximo.

Por su parte, Abad, explicó que "el radicalismo decidió posponer la fecha de la interna en función de la pandemia que sigue castigando a los argentinos".

"Vamos para adelante, construyendo el radicalismo del futuro, con ideas, organización y nuevos liderazgos desde la pertenencia e identidad radical de siempre", agregó.

Salvador apoya a Abad (jefe del bloque de Juntos por el Cambio en la Legislatura bonaerense) que también cuenta con el aval de toda su bancada, la mayoría de los diputados nacionales, intendentes bonaerenses y varias autoridades nacionales del radicalismo.

Pero el oficialismo fue desafiado por el intendente de San Isidro, que tiene el apoyo del senador Martín Lousteau y su partido Evolución, además de dirigentes históricos como Federico Storani y Juan Manuel Casella.

Este sector insiste desde hace tiempo en la suspensión de los comicios internos por la pandemia, pero todo siguió adelante y el 11 de septiembre se cerraron las listas de ambos sectores y se presentaron formalmente.

Ya con las listas oficializadas comenzaron los diálogos entre ambos grupos para suspender la elección, como finalmente sucedió ayer.