Aprobaron la financiación de los consultorios externos del Hospital Santamarina

Afirman que pronto se firmará el convenio para comenzar la licitación correspondiente.
Aprobaron la financiación de los consultorios externos del Hospital Santamarina en Tandil. Noticia de Región Mar del Plata

El Municipio de Tandil dio a conocer que Nación aprobó las gestiones realizadas para obtener el financiamiento necesario para la concreción de la segunda etapa de construcción del edificio de los consultorios externos del hospital Ramón Santamarina. En los próximos días se firmará el convenio formal y se iniciará el proceso de licitación pública.

La iniciativa, que demandará una millonaria inversión, permitirá aumentar la capacidad de funcionamiento del actual edificio de consultorios externos ubicado en la esquina de Pellegrini y Paz, completando la planta baja y construyendo un segundo nivel. Asimismo, posibilitará continuar consolidando el desarrollo de un sistema de salud pública de excelencia para todos los tandilenses.

Las gestiones encabezadas por el intendente Miguel Lunghi fueron acompañadas y apoyadas por el tandilense Martín Yañez, Titular de la Unidad de Asesores de la Jefatura de Ministros de la Nación. El jefe comunal destacó la predisposición del funcionario y agradeció el trabajo que realizó. "Él fue un actor fundamental para que las gestiones que realizamos tuvieran una respuesta favorable y para que finalmente podamos concretar esta obra tan importante para nuestro sistema de salud", señaló.

En cuanto al proyecto, Lunghi precisó que "desde hace años venimos impulsando un proceso de inversión en infraestructura, equipamiento y recursos humanos que nos permitió tener un sistema de salud pública modelo, que es ejemplo en la provincia y que nos llena de orgullo".

"Siempre hay cosas para hacer y continuar mejorando y por eso hace varios años comenzamos a trabajar en este proyecto que se fue realizando en etapas y que permitirá mejorar la cantidad de atenciones en los consultorios, pero además optimizar el uso del espacio físico en el Hospital Santamarina", agregó.

Por último, el jefe comunal destacó que "este es un ejemplo más de todos los logros que vamos alcanzando los tandilenses a partir de la gestión asociada y la articulación con otros niveles del estado, buscando consensos y pensando en el bienestar de todos los vecinos".

Con una inversión de poco más de 130 millones de pesos la última etapa del proyecto permitirá contar con un edificio de 1120 metros cuadrados con veintisiete consultorios de distintas especialidades, (clínica médica, ginecología, oftalmología, traumatología, cardiología, etc), enfermería, office, sala de médicos, cómodas salas de espera, sanitarios para pacientes y médicos, un área de administración y atención al público.

De esta manera, se podrá completar la descentralización del edificio del hospital para las acciones de prácticas ambulatorias y de atención rápida de los pacientes que asisten para consultas de diversa índole, así como las programadas por turnos pero no de urgencia. Las consultas que se atienden en los consultorios externos representan el movimiento más ágil del nosocomio y que genera el mayor recambio de pacientes, lo cual implica un movimiento independiente de otras prácticas y continúa a lo largo de la mañana. Con la ejecución de este proyecto se logrará nuclear este tipo de pacientes en un único edificio, estratégicamente ubicado, moderno, funcional y con posibilidades de ampliación.

Además, la realización de este proyecto permitirá que pueda utilizarse el sector que hoy ocupan los consultorios externos en el hospital para la realización de otro proyecto en paralelo que es la ampliación de la guardia y la construcción de habitaciones para internación, así como también la reubicación de los servicios de diagnóstico por imágenes.

Uno de los objetivos primordiales de este proyecto apunta a contribuir con la mejora de la calidad de la atención en el hospital, no sólo a través de la disminución de la excesiva presión de demanda de consultas no urgentes en el servicio de emergencias, sino también con una mejor organización funcional de los espacios y el entrecruzamiento de enfermos internados con pacientes espontáneos, logrando de este modo, una mayor satisfacción de los pacientes y un mejor funcionamiento de la estructura sanitaria.