El gobierno quedó atrapado porque el aumento de la jornada escolar es inaplicable

En eso coinciden el SADOP y la línea Multicolor del SUTEBA. Los maestros trabajan demasiadas horas por salarios que quedaron muy desactualizados. Las desigualdades entre los alumnos.
El gobierno quedó atrapado porque el aumento de la jornada escolar es inaplicable en General Pueyrredon. Noticia de Región Mar del Plata

El ministerio de Educación de la Nación presentó su propuesta de extender la jornada de la escuela primaria en una hora por día y el debate sobre la educación se profundizó. Sin embargo, en cuanto a esta iniciativa el consenso parece estar bastante lejos. Diferentes sectores como el sindicato de docente de gestión privada, SADOP, y la línea Multicolor del SUTEBA advierten que la medida es inaplicable.

En la presentación de la propuesta, el ministro Jaime Perczyk sostuvo: "Es una mejora muy importante para la escuela primaria. Sumar horas de clase es más conocimiento y mejor educación".

También aclaró que el aumento horario "requiere la construcción de acuerdos y consensos con las jurisdicciones y los gremios" y puntualizó que esa hora más por día "significa tener 38 días más de clase por año".

El tiempo que se suma debería estar afectado a la enseñanza de matemática, lengua y lectura mientras que los y las docentes percibirán "un aumento proporcional por la nueva jornada laboral. El gobierno nacional tiene como prioridad a la Educación y por eso esta nueva inversión de 18 mil millones de pesos para aportar el 80% del aumento del sueldo de las y los maestros", destacó.

Perczyk fue más allá y manifestó: "Tenemos que preparar nuestras escuelas para que eduquen y formen a las niñas y niños para lo que nos demanda el Siglo XXI".

Por los problemas que hay en el día a día de los docentes, los establecimientos parecen estar bastante lejos de esa idea de futuro que plantea el titular de la cartera educativa.

La representante de SADOP, Adriana Doncelli, sostuvo que la implementación de esta extensión horaria "no se puede implementar por cuestiones que tienen que ver con la disponibilidad edilicia, de docentes y de la superposición que se daría con los otros cargos que los docentes tienen".

En tanto, Nadia Martin, referente de la Multicolor del SUTEBA consideró que "más horas no garantizan mejor calidad educativa" y pidió una inversión real para problemas cotidianos en el ámbito de la educación bonaerense como "la cobertura de todos los cargos que hacen falta, recursos educativos, construcción de escuelas y mejoras de infraestructura, construcción de laboratorios, computadoras que funcionen y tengan conectividad, espacios de formación y aumentos de cupos de comedor. Todo eso sí ayuda, en este contexto, a una mejor calidad educativa".

"Los salarios de los maestros están por debajo de la línea de pobreza. Los docentes trabajan doble o triple cargo. ¿Cómo podrían llegar a cubrir todos los cargos si se aumenta la carga horaria? Y sin decir que la propuesta no genera una mejora salarial significativa", señaló.

padres escuela

Los docentes y la participación en las decisiones
La dirigente de la SUTEBA Multicolor advirtió que es necesaria una mejor calidad educativa. "Pero las decisiones tienen que surgir de una participación de la docencia, de un debate y de toda la comunidad educativa y no desde la oficinas de los gobiernos de turno".

Al ser consultada acerca de que la medida se está discutiendo en el Concejo Federal de Educación, Martin se refirió a la conformación de ese organismo donde tiene participación la iglesia. "Eso va en contra de nuestra idea que debe haber una educación laica y científica y también participan empresarios que sabemos que hacen de la educación un negocio".

"Las y los docentes pasamos a recibir directivas cuando somos nosotros quienes estamos en las escuelas y vivenciamos la educación directamente con nuestros estudiantes y las familias", dijo y agregó: "Por qué no se agregan más horas de actividades culturales, recreativas, de profundizar en talleres. Cualquier reforma debe discutirse en paritaria con los sindicatos que deben llevar la voz de la docencia y de toda la comunidad educativa".

Tras aclarar que el salario de bolsillo es de 61 mil pesos para un docente, Martin manifestó que "no solo se pone en debate la educación que necesitamos sino que se están modificando las condiciones laborales. Agregan una hora sin discutir el salario. Si hay una modificación laboral hay que discutirla en el ámbito paritario como corresponde. Por todas estas cuestiones, no es simplemente agregar una hora. Hay todo un trasfondo de cómo se toman las decisiones en educación, quiénes y qué rol tenemos las y los de abajo podríamos decir".

La desigualdad entre los chicos
Doncelli explicó que es un buen momento para instalar debates como cuánto debe durar la jornada escolar y cuánto dura la docente en función de eso. Los alumnos para tener una educación completa, profundizar y afianzar los aprendizajes necesitan dedicar más tiempo que el que comparten en el aula.

"Algunos chicos tienen mayores posibilidades de llevarlo adelante con sus familias que comparten el aprendizaje o con alguna clase extra a l que pueden acceder. Muchos no tienen esa posibilidad y quedan en situación de desigualdad. Entonces, la duración de la jornada escolar es más que cuatro horas. Algunos chicos pueden cumplimentarla con el apoyo de sus familias y otros no tanto", precisó.

Con los maestros ocurre algo similar. El SADOP realizó estudios, analizó condiciones y medio ambiente de trabajo y hoy por hoy no hay docente que trabaje menos de seis horas diarias por cargo. "La mayoría de los docentes de educación primaria tiene doble cargo. No trabajan menos de diez horas sea en la escuela o el trabajo que realizan en su casa que tiene que ver con la preparación de las clases, planificación, corrección y actualización".

La dirigente indicó que extender la jornada implica modificaciones estructurales en el sistema educativo. Reconocer todo ese trabajo que hoy se hace y no está reconocido dentro del salario, que no sea necesario hacer doble turno para poder subsistir. "Y que los chicos tengan la contención tanto en el cuidado como en el aprendizaje".

"La familia debe estar tranquila y recibir toda la atención que necesita sin tener que complementarla con algo extra afuera. Hay que garantizar a los chicos el derecho al esparcimiento, a hacer deporte, a la recreación y al juego. Y a los docentes tener una menor carga horaria en general para dentro de una jornada extendida poder trabajar y profundizar en todo aquello que hace a la tarea docente", argumentó.

A su vez parece haber cuestiones urgentes ante la crisis social. "Hay que contener la tremenda brecha entre alumnos, garantizar igualdad de oportunidades para todos los chicos y chicas. Estamos en un momento de una crisis social muy grande que la pandemia profundizó. Creemos que la urgencia de la escuela es la necesidad inmediata de los alumnos".

Parece que un plan que ordene las prioridades, solucione problemas básicos como los edilicios o la falta de conectvidad por ejemplo, mejore el salario de los docentes y garantice una escuela en condiciones de igualdad para todos los chicos es urgente. Y es responsabilidad del gobierno diseñarlo y aplicarlo.